El saque de banda

No por mucho que conozcas una acción vas a saber contrarrestarla. Ocurre como con un examen tipo test. Por mucho que hayas estudiado y estés convencido de la respuesta no implica que sea la correcta. Más aún si cabe si te colocan que b y c son correctas, aunque lo peor de todo sea darse cuenta que no hay vuelta atrás. Durante la semana previa al partido, cualquier equipo al que le toca enfrentarse al Cheltenham sabe que su gran arma dentro del balón parado no está en los corners, ni en las faltas laterales, sino en el saque de banda. Si vemos este término es imposible no acordarse de todos los momentos que nos regaló Rory Delap desde la línea lateral. Ahora uno de sus sucesores y quien reconoce haber visto vídeos suyos es Ben Tozer, central del Cheltenham.

Esta forma de llegar al gol hay que valorarla y reconocerla, principalmente porque tiene un grado de imprevisibilidad a la vez que de frustración. Te lleva a estar más atento que en un córner, porque no se concibe encajar un gol desde una acción tan rutinaria dentro del juego. También porque hace dudar mucho al portero: la acumulación de atacantes y defensas en diferentes zonas y la trayectoria del balón, el cual sale desde una posición con mayor ángulo, provocan un cierto desconcierto dentro del área. Recuerdo que en un equipo en el que estuve teníamos a nuestro Ben Tozer particular. Teniéndole como ejecutor, el saque de banda llegó a ser nuestra mejor arma para abrir el marcador e incluso para ganar partidos. Ahí me di cuenta lo increíble que era como, aún sabiendo lo que iba a ocurrir, el rival no encontraba una solución. La impotencia de saber lo que va a suceder antes de que ocurra. Además uno le guarda cierto aprecio sabiendo que el único gol que metió aquella temporada fue gracias a un saque de banda. Aunque eso sea otra historia.

El saque de banda de Ben Tozer se hizo mainstream cuando el Cheltenham se enfrentó al Manchester City en los dieciséisavos de final de la FA Cup. “Sus saques de banda son más peligrosos que sus corners”, advirtió Guardiola en la previa del encuentro. El Cheltenham puede presumir de haber puesto contra las cuerdas a todo un Manchester City y de haber sido uno de los pocos equipos en los últimos meses en haberse puesto por delante en el marcador de los citicens. ¿Cómo lo hicieron? Gracias a un saque de banda de Ben Tozer que Alfie May envió a la red. Algunos lo sabían, pero nadie lo pudo evitar. Un recurso que con el gol de este fin de semana ya son cuatro veces las que han conseguido marcar tras un saque de banda.

Hay cosas que no están al alcance de uno poder frenarlas, como que te suene el despertador, aguantar una conversación solo con la mirada o la notificación de alguien que se ha unido a Telegram. También un saque de banda si juegas contra el Cheltenham. Sabes que lo va a sacar Ben Tozer, que va a ir al área y que lo más seguro es que te marquen. El Exeter ha sido la última víctima de esta acción en el partido de la pasada jornada. Tiempo de descuento, saque de banda de Ben Tozer desde la derecha y remate al primer palo de Andrew Williams. Tres puntos y liderato momentáneo.

En Cheltenham hay dos clásicos: el festival de caballos y los saques de banda de Ben Tozer.

FICHA DEL JUGADOR:

Nombre: Ben Tozer

Edad: 31 años

Posición: Defensa

Equipo: Cheltenham

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s